LinuxParty

Ratio:  / 0
MaloBueno 

BP

Acaba de morir Stanley Kubrick, Los Soprano y Futurama llegan a la pequeña pantalla, en la grande se estrena la infame Star Wars: la Amenaza Fantasma. En ese contexto que ahora parece tan lejano, también se estrena Barrapunto, uno de los portales más antiguos en español sobre tecnología, software libre y derechos digitales. Para hacernos una idea de su ubicación cronológica, solo un dato: cuando salió al aire, el 7 de junio de 1999, Terra todavía estaba cocinándose.

En realidad Barrapunto no era más que una adaptación de Slashdot, portal norteamericano de la misma temática en quien se "inspiró" hasta el nombre. De hecho en su estreno utilizó el mismo software (libre, claro), Slash, que funcionaba sobre Linux y permitía tanto la creación de noticias -una suerte de CMS- como la inserción de comentarios bajo estas. Tras el infructuoso intento posterior de implementar sus propios desarrollos, se acabó volviendo a Slash.

Los orígenes de Slashdot, creado un par de años antes, en 1997, también son compartidos. Rob Malda lo fundó a los 21 años y el círculo que inició Barrapunto fue mayoritariamente del entorno universitario. El primer eslogan del portal americano fue "News for Nerds. Stuff that matters" ("Noticias para nerds. Cosas que importan"), precisamente el espíritu que germinó a Barrapunto.

Los inicios

Fundadores Barrapunto

En 1995 se conocieron los que acabarían siendo los fundadores de Barrapunto. Javier Candeira Candyman -quien se convirtió en titular de la empresa-, Vicente Matellán VMO, Pedro de las Heras Poncho, Álvaro del Castillo ACS, Manuel Castro Man y Jesús M. González Barahona Baranda fueron los que lanzaron el proyecto en 1999. Casi todos tenían entre 25 y 35 años, todos habían terminado ya sus estudios y varios formaban parte de la docencia universitaria.

En una época en que había muy pocas webs activas en España (al menos comparadas con las que hay casi dos décadas después), y aún menos de nichos específicos, más allá de comunidades concretas como las que se podían encontrar en IRC, Barrapunto quiso aglutinar a la comunidad de software libre de habla hispana. También al público más general pero que compartía interés por la informática, palabra más de moda entonces que ahora.

Era la prehistoria de la blogosfera hispana, y a los fundadores de Barrapunto le acompañaban, todavía en el siglo XX, Carlos Tirado con Bitácora Tremendo, Gustavo Arizpe con Área Estratégica o Raúl Rodríguez y José Venegas con el extinto Subte. Entre 2000 y 2002 ya fueron llegando Terremoto, Blockpocket, ALT1040 y el blog personal de Eduardo Arcos, Minid, Blogalia, eCuaderno, Periodistas21... Y entre 2003 y 2004, la tecera ola, ya con Enrique Dans, Error 500 de Antonio Ortiz, Microsiervos, Bitácoras o la propia Xataka, entre otros. Esta evolución la recogió José Luis Orihuela en 2006.

PC Ni smartphones, ni relojes inteligentes ni pantallas táctiles. Conectarse a Internet en 1999 era terreno de ordenadores como este.

Para entonces también había algunas comunidades y portales, como Telépolis o Terra (que surgió algo después), las cuales tenían verticales para casi todo el mundo, pero definitivamente no eran lo mismo que Barrapunto ni tenían el mismo sistema que potenciaba tanto la participación del usuario. En esa época, "del internauta". En ese contexto, Internet estaba en edad muy temprana, sobre todo en España. Montar un servidor, por ejemplo, no era algo de conocimiento tan habitual como hoy. Hacía falta cierta experiencia, motivo por el cual difícilmente podía entrar en la lista de fundadores alguien en edad universitaria: ni siquiera era algo que se enseñase en la carrera de Informática.

Aunque quien estaba a la cabeza del proyecto, sobre todo a nivel de gestión, era Candyman, la historia de Barrapunto tampoco se entiende sin la figura del mencionado Jesús M. González-Barahona, hoy profesor en la Universidad Rey Juan Carlos. En el momento de su fundación tenía 33 años y ya llevaba un tiempo trabajando de administrador de sistemas. También pasó por la docencia universitaria.

Un día se encontró con Slashdot, interactuó algunas veces con sus usuarios y... el germen de todo: advirtió que su código fuente estaba disponible. Lo montó en su ordenador, vio que le resultaba sencillo, y se lo comentó a algunos amigos. La idea era montarlo en una máquina en Internet, pero en español. "Fue como empezar un juego muy divertido", recuerda Jesús casi dos décadas después.

Maxresdefault Jesús M. González-Barahona. Imagen: EOI - Escuela de Organización Industrial.

"Veníamos de comunidades distintas, pero todos estábamos acostumbrados a las listas de correos y demás herramientas de la época. Primero experimentamos con una lista de correo, hacía falta estar apuntado en ella para ver los contenidos, no bastaba con visitar la web. Probamos un montón de cosas, difundimos su existencia por varias listas de correo más. Y a la gente le gustó, nos enviaban contenidos interesantes...". Así recuerda Jesús el comienzo de una historia en la que todavía no existían ni los blogs. No había formas sencillas de compartir en Internet, ni mucho menos masivas. Únicamente había listas de correo con temáticas concretas.

"Barrapunto nos resolvió a muchos una necesidad de encontrar y compartir, fue un sitio para marcar cosas que nos parecían interesantes en torno a la temática que nos gustaba a los que empezamos: tecnología y software libre". Los primeros miembros que sacaron adelante la idea se iban organizando para administrar y aprobar los contenidos que llegaban a la cola. Así la ídem no se hacía demasiado larga y la web se actualizaba con frecuencia.

De hobby a negocio

Inicialmente era un proyecto entre aficionados, pero pronto la facturación comenzó a subir y se tuvo que constituir como empresa. Fue el 29 de junio de 2000, cuando con el mínimo capital social posible y con domicilio social en la calle Reina Mercedes, de Madrid, se comenzó a cocer la actividad empresarial de Barrapunto.

Como tantos otros negocios digitales de la época, Barrapunto comenzó como un hobby y tuvo que acabar dándose de alta como empresa

Era un contexto tan complicado para las empresas con Internet como epicentro de su actividad que el CNAE (Clasificación Nacional de Actividades Económicas) en el que se tuvo que inscribir fue el de "Otras actividades de consultoría de gestión empresarial", en el sector declarado "actividades profesionales, científicas y técnicas". No obstante, en los ficheros del Registro Mercantil a los que hemos podido tener acceso sí se especificaba que su actividad principal eran "servicios privados de telecomunicaciones".

Con esa facturación alcista se incorporó a otra empresa a la que se le pagaba por el hosting. Los pequeños ingresos que llegaban provenían de los banners publicitarios ubicados en una época en la que el CPM (ingresos generados por cada mil impresiones) era mucho mayor que el actual. Luego se fueron incorporando profesionales, empleados directamente por Barrapunto, pero siempre en la parte de gestión técnica.

Fuente y continúa en Xataka.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar



Redes:



 

Encuesta de LinuxParty

Crees que la robotización traerá acarreada...

Que la gente abandonará las ciudades para vivir en los pueblos. - 16.4%
Que en los pueblos la robotización se frenará por los humanos - 13.1%
Que a la gente no les gustarán sus vecinos robots. - 3.3%
Que los negocios pequeños sufrirán la carencia de clientes humanos. - 9.8%
Que los humanos achacarán su desgracia a los robots y pasará algo grave. - 19.7%
Que los robots se levantarán contra los humanos y nos exterminarán. - 37.7%

Total votes: 61
The voting for this poll has ended on: 30 Sep 2017 - 00:00

Donar a LinuxParty

La mejor forma de darnos las gracias, es hacer una donación.


Tutorial de Linux

Nos obligan a moslestarte con la obviedad de que este sitio utiliza Cookies. Ver política